Sanciones de 20 mil a 500 mil pesos para centros laborales que incumplan restricciones

A la fecha existen 38 procedimientos administrativos iniciados, informa la STyPS

Chihuahua, Chih.- Se han realizado un total de 4 mil 449 visitas a más de 3 mil centros de trabajo en todo el estado y se revisaron 524 industrias maquiladoras, a fin de verificar el acatamiento de las medidas sanitarias establecidas por el Consejo Estatal de Salud, señaló Ana Luisa Herrera Laso, secretaria de Trabajo y Previsión Social.

Detalló que a raíz del incremento de contagios de COVID.19 y el retorno al semáforo rojo, del 23 de octubre al 4 de noviembre en Ciudad Juárez se tienen 73 centros verificados, 6 de los cuales fueron exhortados al cierre, al cual accedieron.

La funcionaria indicó que por considerar que tenían una actividad esencial, se revisaron los protocolos de 66 centros laborales, uno de los cuales se encontraba cerrado.

Agregó que desde el retorno al semáforo rojo, se han visitado en la entidad 271 empresas, de las cuales 141 suspendieron sus actividades por el exhorto de las autoridades, al considerarse como actividades no esenciales.

De las empresas visitadas se procedió a revisar a detalle las medidas sanitarias de 117 con actividades esenciales.

Herrera Laso señaló que un 3 por ciento de las empresas se rehusaron al cierre de sus operaciones, lo que derivó en un procedimiento administrativo sancionador, siendo a la fecha un total de 38 los que se han iniciado. Indicó que en estos casos, las sanciones pueden ir desde los 20 mil hasta los 500 mil pesos.

Dijo de todas estas acciones se da vista a las autoridades sanitarias y a la autoridad laboral federal, con quienes se tienen actividades concurrentes y una responsabilidad compartida, ya que no solo la Inspección Estatal del Trabajo, sino la Inspección Federal del Trabajo, deberán estar atentas en los centros de trabajo de su competencia.

En conferencia de prensa virtual indicó que con el nuevo Acuerdo 127/2020 publicado por Gobierno del Estado el miércoles 4 de noviembre, se busca disminuir la movilidad de las personas, en virtud de que se ha observado la saturación del sistema hospitalario debido el aumento de casos de contagio.

Al hablar acerca de la incertidumbre que se genera cuando en algún centro de trabajo se da un caso positivo, señaló que hay lineamientos específicos de las autoridades sanitarias, que determinan en qué momento el personal de una empresa pudiera encontrarse en riesgo de contagio, de tal manera que se tenga que cerrar, o bien, un área específica del centro de trabajo, por un brote.

Por esta situación, destacó la importancia de que si se tiene cualquier sospecha porque alguna persona presenta síntomas o debido a la existencia de un caso confirmado de COVID-19, el o la trabajadora deben ser enviado de inmediato a su casa y éstos a su vez deberán reportar a través de la plataforma de salud digital o al 9-1-1 a fin de que las autoridades puedan tomar las medidas pertinentes.

Si este procedimiento se realiza de la manera correcta, el centro de trabajo puede continuar operando, siempre y cuando no existan riesgos mayores.

“Nosotros estamos atentos para recibir cualquier queja o denuncia, y vamos, la atendemos e investigamos lo que está sucediendo en el centro de trabajo y si hay irregularidades, pues inmediatamente se les conmina a suspender las actividades o a corregir, si hay manera de hacerlo, lo que está sucediendo y que pone en riesgo al personal”, expresó.

La Procuraduría Estatal de la Defensa del Trabajo permanece en servicio constante vía telefónica para recibir asesoría o en la resolución de conflictos, en Chihuahua al (614) 4293300 extensiones 12155, 12156 y 12157; en Juárez a los teléfonos (656) 6293313 o (656) 6293300 extensiones 54122, 54125, 54126 y 54127; vía chat en www.stpschihuahua.com; o incluso de forma presencial, cuando así se requiera, guardando siempre las debidas medidas preventivas.

Deja un comentario