En marzo desapareció otro grupo de viajeros en Coyame

Este corredor que decenas de personas deciden tomar para llegar a los Estados Unidos se ha convertido en el nuevo “triángulo de las bermudas”, toda vez que además de los 15 desaparecidos existe el registro de otras 14 personas que desaparecieron en las mismas condiciones en el mes de marzo del presente año.

En esta zona, que comprende los municipios de Ojinaga, Coyame y Guadalupe se ha convertido en un punto donde decenas de “soñadores” intentan cruzar a la unión americana, pero en su lugar son retenidos aparentemente por grupos criminales que los privan de la libertad y quizá de la vida.

Amigos y familiares de Rodolfo Alfonso Mendoza González, Juan Carlos Castillo Ponce y José Ángel Rivera refieren que estas tres personas partieron el día 4 de marzo con rumbo a Ojinaga para conseguir el “sueño americano”, sin embargo, a seis meses de estos hechos no han sabido nada de ellos.

De las tres personas ya existe denuncia formal en la Fiscalía General del Estado, en las oficinas ubicadas en el municipio de Aldama, de donde eran originarios, pero a la fecha no han obtenido algún indicio de ellos y este caso ha tomado auge ahora que surgió una nueva desaparición de un grupo de indocumentados.

“Yo hablé con uno de ellos, el día 5 de marzo, me comentó que no habían podido cruzar, esto fue alrededor de la una de la mañana, por lo que pensamos que iban a regresar uno o dos días después, pero de momento no hemos sabido nada de ellos, sólo supimos que iban en un camión con la mayoría de centroamericanos”, explicó.

Dijo que en esa desaparición de por los menos 14 personas se encontraban por lo menos dos aldamenses, quienes habían pagado el “aventón” a Bosque Bonito (en Guadalupe) y su cruce a los Estados Unidos en 15 mil pesos, y que iba acompañado por puro migrante originario de Centroamérica, por lo cual no se difundió tanta información, porque no hubo reporte o denuncia formal de parte de los familiares, sólo de tres personas del municipio de Aldama.

Familiares, que decidieron reservar su identidad y relación con los desaparecidos, explicaron que el propio personal de la Fiscalía General del Estado les informó que Rodolfo, Juan Carlos y José Ángel se encontraban viajando con un grupo de migrantes originarios de Centroamérica, pero que como eran de otra nacionalidad nadie había interpuesto alguna denuncia.

Estas personas refieren que en el municipio de Aldama es muy común que se realicen este tipo de viajes en la frontera de Ojinaga, Coyame y Guadalupe, y tienen conocimiento de que en varios de los casos se ha reportado la desaparición de personas, toda vez que existe una amplia presencia de grupos criminales en el lugar.

“Ya van algunos meses y a la fecha no hemos tenido ningún avance en las investigaciones, sólo nos dicen que van a buscar antenas y no sé qué, pero de momento nada ha pasado, nosotros ya tenemos miedo de seguir presionando y más públicamente por las amenazas y extorsiones de estas personas, es muy peligroso”, comentó.

Deja un comentario